Sophia knapp bill callahan dating Interracial adult chat rooms

For his encore, Callahan chose “In the pines” and “Let me see the colts” off 2005’s Brooklyn trio Lights opened the show, offering a short set of spacey, psychedelic concoctions.Fronted by dual lead vocalists Sophia Knapp and Linnea Vedder (think Stevie Nix meets Abba), the group’s trippy jams were one part kitsch, one part psych-rock, one part new-wave and all parts party.

(Both acts are on Drag City, which probably explains the pairing.) I’d rather see Lights at the Barbary or Making Time…somebody should get on that!

No se demasiado de inglés pero creo que sus monótonas canciones hablaban de amor, suicidio y árboles centenarios llenos de pájaros negros. Queridos míos, nunca vayan a un concierto donde las canciones se susurren o donde hayan cientos de gafapastas y calvos con gorra guais coreando las letras en inglés.

La música es ruido, es inglés inventado y es un calvo gordo con camiseta de “Ramones” tocando una batería imaginaria, son bailarinas en biquini y también pantallas gigantes de vídeo.

No me refiero a ella, de hecho la muchacha era tan angelical como un anuncio de compresas. De hecho creo que pasé más tiempo en el lavabo que en la sala.

Tampoco crean que fue una tragedia, a veces el silencio de las paredes mejora el sonido de ciertas canciones. En mi infinita ignorancia imaginé que la combinación de los nombres Bikini y Bill me asegurarían un concierto donde decenas de sureñas desvestidas con escuetos bikinis bailarían cual Bar Coyote, canciones de ZZ Top embadurnadas de aceite y rodeadas de banderas norteamericanas. En lugar de las sureñas en bikini aparecieron aquellos tres aprendices de vagabundos quienes comenzaron a emular los tiempos en que eran jóvenes e intentaban suicidarse tocando canciones en el garaje de sus padres.

Leave a Reply